En cambio, China lidera la clasificación entre los cuatro principales mercados (China, India, Emiratos Árabes Unidos y Malasia), los cuales se mantuvieron en el mismo escalafón del año pasado.

El análisis detalló que China mantiene su posición en el índice gracias a su excelencia continua en las tres facetas del índice, ubicándose cerca de los principales subgrupos de tamaño de mercado y atractivo de crecimiento, compatibilidad de mercado (condiciones comerciales) e integración de mercado (infraestructura y conectividad).

“Si bien su puntaje y rango en el Índice no cambiaron mucho, existe un gran debate sobre si una montaña de deudas amenaza con socavar su economía en los próximos años. Su tasa de crecimiento económico -que muchos sostienen que se ha mantenido artificialmente durante años mediante el financiamiento de inversiones improductivas- podría desacelerarse significativamente”, apuntó Agility.

India, sigue en segundo lugar y su puntaje del índice también está cambiando muy poco. Continúa siendo un gran mercado emergente con excelentes perspectivas de crecimiento, que se ve frenado por las “mediocres condiciones de negocios e infraestructura” (aunque la infraestructura en particular está mejorando rápidamente).

Su inercia en el índice este año puede sorprender a algunos, dadas las noticias generalmente positivas que rodean sus reformas económicas, especialmente el impuesto a los bienes y servicios (GST, por su sigla en inglés); pero los datos aún no han alcanzado el impacto que tales reformas pudieron haber tenido. Muchos han promocionado sus reformas como “cambios de juego”, y esa proposición se examina como una narrativa emergente.

Fuente: méxicoxport

Comment